Humanismo

Humanistas tienen fe en los recursos intelectuales y espirituales de las personas, esto no sólo ofrece el conocimiento para comprender el mundo que percibimos, además resuelve los problemas morales de cómo utilizar nuestro propio conocimiento. Básicamente tenemos una actitud de respeto a otras personas sin distinción de clase, raza o credo.

Entre nuestros principios morales fundamentales podemos encontrar la libertad, la tolerancia y la felicidad.

Código moral

Sabemos que toda sociedad necesita un código moral para que las personas puedan vivir en armonía. Sin embargo, también sabemos que la moral proviene de dentro de nosotros mismos. Tiene que ver con la gente, con la buena voluntad individual y la responsabilidad social, se trata de la generosidad, la bondad y la consideración hacia los demás.

La moralidad es posible porque los seres humanos tenemos un sentido de responsabilidad, incluso trabajamos en la mejora de nuestro código moral mientras vamos entendiendo lo que esto significa para nosotros mismos y para otras personas también. Lo importante, lo que sucede es que vamos hacia un futuro en donde aceptamos la responsabilidad por la sociedad en la que vivimos, sin imponer a otros los prejuicios o la intolerancia moral del pasado.

¿Por qué?

Busquemos las respuestas a las mismas preguntas que todos los demás se hacen a si mismos:

  • ¿Por qué estoy Yo aquí?
  • ¿Cuál es el propósito de la vida?
  • ¿Cómo se originó la vida?
  • ¿Esto es bueno para mi, esto es bueno para los demás también?
  • ¿Qué pasará conmigo cuando me muera?

El camino va hacia las respuestas basadas en la razón, la experiencia y en los valores humanos compartidos. Las evidencias que nos permiten creer en las cosas, en la ciencia de las cosas, es nuestra propia experiencia. Por esta razón podemos permanecer con una mente amigable y despierta ante las preguntas.

En vez de creer lo que otra persona nos dice. Pensemos las grandes preguntas por nosotros mismos. De hecho algunas preguntas pueden no tener respuestas probables hoy en día, pero se acepta el reto.

DisfrutAmos la vida

La felicidad es el único bien… la hora de ser feliz es ahora, y la manera de ser feliz es hacer que otros también lo sean.

La forma en que podemos hacer felices a los demás es siendo nosotros mismos felices. Consideremos razonable disfrutar de las cosas buenas de la vida, como las amistades, las artes y el mundo natural – además todo esto podemos hacerlo sin perjudicar a los demás o al medio ambiente.